3 patés vegetales para dippear en las noches de verano

Por Victoria Fagúndez - Nutricionista

Si nos paramos a escuchar las necesidades de nuestro cuerpo, nos damos cuenta de que en verano nos pide comidas ligeras y sobre todo fresquitas, pero ¿os pasa que muchas veces no vemos más allá de los gazpachos y las ensaladas?. Pues bien, hoy desde iNutralia os proponemos tres recetas de patés vegetales para disfrutar en las noches de verano ¿Se os hace la boca agua? ¡Adelante! Tomad nota.

T A P E N A D E
El tapenade u olivada es uno de los patés más recurridos, rápidos y fáciles de hacer que nos transporta en cuestión de segundos a la cocina mediterránea tan apetecible en los días de verano.

INGREDIENTES:
- 100g de aceitunas negras sin hueso.
- 30g de aceitunas verdes sin hueso.
- 2 cucharadas de aceite de oliva virgen extra.
- Una cucharada de zumo de limón.
- Una cucharadita de romero.
- Una cucharadita de tomillo.
- Una pizca de sal.
- Pimienta negra al gusto.

ELABORACIÓN:
Coloca las aceitunas en un vaso de batidora o procesador de alimentos.
Exprime el zumo de un limón y añade una cucharada sopera del mismo al vaso de batidora.
Añade también el aceite de oliva y las especias.
Tritura hasta que quede una textura untuosa y reserva en la nevera para servir frio.

H U M M U S M E D I T E R R Á N E O

La versatilidad de un hummus es infinita. Los ingredientes base son los mismos, pero pequeños cambios en su composición dan lugar a sabores totalmente diferentes.

INGREDIENTES:
- 250g de garbanzos cocidos
- 100g de tomates secos en aceite de oliva
- 100 ml de agua
- Una cucharada sopera de crema tahini
- 2 cucharadas de aceite de oliva
- El zumo de medio limón
- Un diente de ajo
- Una pizca de sal
- Una pizca de pimienta negra
- Orégano al gusto


ELABORACIÓN:

Para esta receta puedes cocer los garbanzos o recurrir a garbanzos cocidos en conserva. En el segundo caso, es importante lavarlos bajo el grifo y escurrirlos bien.
Coloca los garbanzos en un vaso de batidora o procesador de alimentos.
Añade los tomates secos y el agua, y bate para que se vayan integrando los alimentos. Si la potencia de la batidora es alta, puedes añadir directamente todos los ingredientes y triturar el conjunto al final.
Añade la cucharada de tahini, las dos cucharadas soperas de aceite de oliva, el zumo de limón, el diente de ajo cortado en láminas y las especias.
Tritura durante unos segundos hasta conseguir una textura untuosa.
Si prefieres la consistencia más sólida, añade un poquito más de crema tahini o de garbanzos, y si la prefieres más semisólida, añade un poquito más de agua.
Reserva en la nevera para servir fresquito.

T Z A T Z I K I

¿Y si nos trasladamos al más puro estilo Griego? El pepino y el limón aportan un toque de frescor increíble a esta receta tan apetecible en los meses de calor.

I N G R E D I E N T E S
- 4 yogures naturales
- Un pepino
- Un diente de ajo
- Medio limón
- Hojas de menta o hierbabuena
- Una cucharada de aceite de oliva virgen extra
- Una pizca de sal
- Una pizca de pimienta

E L A B O R A C I Ó N
Colocamos los 4 yogures sobre una gasa de filtro para que escurra bien el suero y podamos obtener una textura más cremosa de los yogures. Ten en cuenta que al hacer esto, el volumen mermerá. Asegúrate de colocar un recipiente debajo dónde se irá depositando el suero. Lo ideal es dejar reposar en la nevera durante unas horas.
Pela el pepino y ráyalo lo más pequeño que puedas.
Añade a un bowl los yogures espesos, el pepino rayado, un diente de ajo cortado en cuadraditos finos, las hojas de menta picadas y el zumo de medio limón. Añade también las especias al gusto y la cucharada de aceite de oliva. Remueve bien para que se integren los ingredientes.